Viajar a Reino Unido: Qué ver y hacer en York


No es ningún secreto que Reino Unido es uno de mis destinos favoritos. He visitado varias veces Londres, pero también he vivido en diferentes temporadas en Liverpool. Y es precisamente esta ciudad la que me ha permitido conocer otras cercanas como Manchester, Southport o, la que hoy me ocupa, York.

York se encuentra a unos 115 kilómetros de Manchester (ciudad a la que muchos seguramente llegaréis en avión). Desde aquí, podréis ir a York en tren en apenas una hora y 20 minutos. Si, como yo, la visitáis desde Liverpool, pues serán dos horas de tren. Sea como sea, te recomiendo encarecidamente dedicar una visita a esta preciosa ciudad porque es una de las joyas de Reino Unido y un auténtico viaje en el tiempo. Es más, aunque es una excursión de día habitual, te recomiendo dormir allí al menos una noche, porque tiene mucho que ver.



Como casi todos los destinos, pasear por la ciudad es una de las cosas que debes hacer sí o sí. Además, sin preocuparte por el transporte porque, desde la misma estación de tren, llegarás en apenas 3 minutos a la muralla de la ciudad y, una vez te adentres, comenzarás a abrir los ojos y a mirar por todos lados.

A continuación, te detallo las principales cosas que debes ver y hacer en York. Muchas de ellas las puedes visitar con la York Pass, que os permitirá ahorraros un buen pico de dinero.

York Minster

La imponente catedral gótica es visible desde casi todos los puntos de la ciudad gracias a sus 72 metros de altura. Verla por fuera es una maravilla, y rodearla por su jardín observando cada rincón de su arquitectura, también. Pero no puedes quedarte sólo ahí, ya que York Minster merece una visita a su interior, para disfrutar de sus vidrieras, sus innumerables muestras artísticas y, si te animas a subir 275 escalones, las vistas de la ciudad desde la torre central. Yo esto último no lo hice porque, honestamente, me parecía algo caro. La entrada, sin acceso a la torre, cuesta 11.50 libras, y si quieres subir a ella, son 5 más.



Clifford's Tower

Esta torre es un símbolo del poder de la ciudad en la Edad Media. Con una oscura historia que incluye la ejecución en sus paredes de Roger Clifford (de ahí su nombre), hoy en día es una curiosa estampa formada por la misma torre y la colina en la que se asienta y, si quieres, y previo pago de 4,60 libras, la posibilidad de tener una vista panorámica de la ciudad, diferente a la de la Catedral, por cierto, ya que se encuentra en el lado opuesto de la ciudad.



York Castle Museum

Al lado de la Clifford's Tower se encuentra este museo que recorre los 400 años de historia de la ciudad. Su interior es casi como un mini parque temático que ambienta la ciudad en diferentes épocas. La entrada cuesta 10.90 libras y merece mucho la pena si te interesa conocer la historia de York.



JORVIK Viking Centre

Los Vikingos tienen un lugar de honor en esta ciudad que fue de hecho un asentamiento vikingo durante casi 100 años. Así, los vestigios vikingos en York son patentes. Y el JORVIK Viking Centre es la mejor forma de verlos. Se trata de un museo que recorre la historia vikinga en York. Verás objetos, trajes, tradiciones... y hasta recorrerás brevemente una reproducción de dicho asentamiento.



Museo del Ferrocarril

Al lado de la estación, y de entrada gratis, te gusten o no los ferrocarriles, visitar este museo es una auténtica delicia porque supone un recorrido por la historia de este medio de transporte. Hay algunos vagones preciosos y un almacén de productos típicos de trenes en el que podrías dedicar horas.



Jardines del Museo de York

Los espacios verdes en Reino Unido siempre suelen ser sinónimo de flores, bancos, espacios cuidados... y aquí, en los jardines del Museo de York, tenéis un ejemplo. Además, paseando por estos jardines, verás las ruinas de St. Mary's Abbey.



York Shambles

Esta es, probablemente, la calle más popular e icónica de York. Es un vestigio medieval que te va a hacer viajar a dicha época en cuanto entres en ella. En los últimos años se ha hecho especialmente famosa porque, dicen, es la inspiración real del Callejón Diagon de Harry Potter. De hecho, en esta calle encontrarás varias tiendas con productos de la saga, como por ejemplo "La tienda que no debe ser nombrada" ;).



No puedo hablar en primera persona porque tuve que elegir qué ver y qué no en mi visita a York, pero, aunque no puedo opinar, deciros que entre las atracciones más conocidas y aplaudidas de la ciudad también se encuentra el Museo de la Historia del Chocolate, Fairfax House o el York Dungeon.



No dejes de visitar alguno de los 365 pubs que se dice hay en la ciudad y de dejarte envolver por las vistas del Río Ouse.

Booking.com

Os recuerdo que en este blog encontraréis enlaces de afiliados. Si decides reservar tus excursiones, vuelos u hoteles a través de ellos, nos ayudarás a mantener el blog sin que ello tenga un coste adicional para ti. ¡Buen viaje!

Sigue nuestros viajes en facebooktwitter e Instagram.

Comentarios